Admisión

¿Los estudios de posgrado te tientan? ¡Toma coraje y pega el salto! Con los 7 mandamientos para la admisión a los estudios de posgrado, asegúrate un ingreso exitoso al programa de 2do o de 3er ciclo de tus sueños 👋 

1. Terreno ganarás

El futuro pertenece a aquellos y aquellas que madrugan… ¡y que se preparan con tiempo! Si hay un consejo que Amélie, candidata a la maestría en Literatura de Lengua Francesa, promulga alto y fuerte, es no esperar al último día para preparar el expediente de admisión. En su caso, lo que le permitió presentar su solicitud de admisión en el plazo estipulado fue comenzar los trámites 6 meses antes de la fecha límite. “¡¡¡6 meses!!!”, exclamas. ¡Y sí, así es! Para los programas de 2do ciclo que exigen un director o una directora de investigación es un plazo de tiempo razonable que permite realizar todas las etapas previas a la presentación de tu solicitud de admisión. Para los estudiantes internacionales pueden ser necesarios algunos meses.

Las fechas límites que debes recordar: 

  • Para la admisión al trimestre de otoño (septiembre a diciembre): 1ero de febrero del mismo año 
  • Para la admisión al trimestre de verano (mayo a agosto): 1ero de febrero del mismo año 
  • Para la admisión al trimestre de invierno (enero a abril): 1ero de septiembre del año anterior. 

Si quedan vacantes luego de vencido el placo, este es prolongado. 


2. Cartas de recomendación obtendrás

¿Te queda el vago recuerdo de haber escuchado hablar sobre cartas de recomendación? ¿Pero son necesarias? 

Programas de 2do ciclo  Cantidad de créditos  Dirección de investigación Carta de recomendación 
Microprogramas 9 a 18 No No
Diplomas de Estudios Superiores Especializados 30 No No
Maestrías de investigación  45
Maestrías profesionales con trabajo dirigido  45
Maestrías profesionales con pasantía  45 No No

Este cuadro presenta datos generales. Consulta la viñeta Admisión y reglamentos de las fichas de los programas que te interesan para conocer las condiciones de admisibilidad, así como los documentos por presentar en el momento del pedido de admisión. 

Si, y solo si, el programa en el que deseas inscribirte lo exige, 1 o 2 cartas de recomendación deberán incluirse en el expediente de candidatura. Las cartas deben dejar asentado el fundamento y el valor agregado de tu candidatura, además de estar firmadas por profesores universitarios. Estas son las etapas que debes seguir para obtener las cartas de recomendación: 

       1. Esboza las grandes líneas de tu proyecto de investigación o de trabajo dirigido (¡aunque sea un esquema somero!); 
       2. Consulta el Repertorio de profesores y profesoras a fin de determinar quiénes tienen intereses de investigación correspondientes a los tuyos; 
       3. Contacta a los profesores y las profesoras con quienes, idealmente, tienes un vínculo personalizado. ¡Atención! Evita contactar a todos los profesores y a todas las profesoras de un mismo departamento al mismo tiempo;
       4. Hazles conocer tu proyecto de investigación y la necesidad de las cartas de recomendación. ¡Pon la suerte de tu lado! Es muy probable que los profesores o las profesoras que no hayan escuchado sobre ti antes de presentar tu petición de recomendación no la completen, sobre todo a causa del gran número de pedidos.  
       5. Si el profesor o la profesora acepta tu petición, busca sus informaciones de contacto en tu Centro estudiante. A partir de ese momento, el profesor o la profesora será tu referente. ¡Atención! Tus referentes no pueden no pueden ser tus directores de investigación
       6. La UdeM dirigirá un correo electrónico a tu referente incluyendo un formulario de carta de recomendación en formato PDF que deberá ser depositado electrónicamente en un plazo de 10 días.   


3. Por secciones completarás

El consejo máximo de Amélie: ¡no seas demasiado ambicioso y trates de llenar la solicitud de admisión en una tarde! Amélie, una vez que tuvo todas las informaciones reunidas (director o directora de investigación encontrado, proyecto de investigación esbozado, referentes de recomendación elegidos y boletín de notas pedido), llenó 1 sección de su pedido de admisión por día. Esto le evitó sobrecargarse de trabajo y, sobre todo, le permitió verificar todos los pequeños detalles con la cabeza descansada. ¡En una semana todo eso ya estaba en el pasado y la invadía la sensación del deber cumplido! 

*Nota que es posible cerrar tu solicitud de admisión y volver a ella más tarde. Por el contrario, una sección inacabada no se guardará si abandonas la sesión. 


4. Desde los estudios de grado comenzarás

Si desde la licenciatura vienes pensando en un proyecto de estudio para los estudios de posgrado, infórmate acerca de las exigencias y asegúrate de cumplirlas, concretamente eligiendo los cursos consecuentes. Por su parte, Amélie contemplaba la idea de llevar a cabo estudios de 2do ciclo desde su 2do año en la Licenciatura Interdisciplinaria en Escritura de Guiones y Creación Literaria. Como el tema de investigación no se le presentaba con claridad, releyó la mayoría de los trabajos en los que había obtenido buenos resultados, cuestión de ver si todavía repercutían en ella. Si, por el contrario, un tema predilecto te apasiona desde los estudios de pregrado, no dudes en ganar terreno y explotarlo desde diferentes ángulos en el marco de trabajos cuyos temas sean a elección. 


5. Por correo electrónico te identificarás

Si bien este es un mandamiento de orden técnico, créeme, ¡te evitará confusiones! Desde el primer correo electrónico que envíes para obtener precisiones o hacer preguntas en relación a tu solicitud de admisión, incluye estos elementos en las primeras líneas de tu mensaje: 

  • Tu matrícula (habitualmente una combinación de 8 números); 
  • Tu nombre completo; 
  • El nombre completo del programa en el que quieres inscribirte; 
  • El número de confirmación de tu solicitud de admisión (combinación de 8 cifras comenzada por un 5) que recibirás por correo electrónico cuando deposites tu solicitud. 

Esto facilitará el trabajo de tus interlocutores, ¡lo que te valdrá su profundo reconocimiento! Además, la mayor parte de los técnicos y las técnicas de gestión de expedientes estudiantiles (TGDE) piden incluir estos elementos en la firma de los correos electrónicos que les son dirigidos. 


6. Con los TGDE te comunicarás

Estas minas de información son la puerta de entrada a los programas de estudio, sus especificidades, sus estructuras, sus particularidades y sus sistemas de cuotas. En caso de duda o para informaciones complementarias, estos preciosos recursos se encuentran a tu disposición para responder todas tus preguntas. Consulta el repertorio del personal administrativo de las facultades o la ficha descriptiva de los programas para encontrar las informaciones de contacto de un o una TGDE. 


7. La solicitud de admisión presentarás

¡Finalmente! ¡La línea de llegada está tan cerca! Sin embargo, ciertos detalles no pueden ser desatendidos: 

Recursos útiles 

  • Una solicitud de admisión a los estudios de posgrado puede incluir la elección de hasta 2 programas, sin orden de prioridad. Una respuesta de admisión -positiva o negativa- te será proporcionada para los 2 programas en los que quieres inscribirte. 
  • Guía del candidato o de la candidata a los estudios de posgrado. ¡Guía máxima! 
  • Los costos de admisión deber ser pagados en su totalidad antes de la fecha límite. Un formulario completado, pero cuyos costos están impagos será considerado como no recibido.
  • Preparación de los documentos por enviar 
  • Únicamente los boletines de notas oficiales son aceptados. 

¡Pasa a una velocidad superior!

Esta es la temática que inspiró la primera temporada del podcast Tour à tour. Encuentra una solución a todas los asuntos que frenan tu impulso hacia los estudios de posgrado: ¡financiamiento, horario tipo, redacción, cambio de ámbito y mucho más!

¡Escúchalo!

About the author
Catherine Ouellet

Amoureuse des communications et des rencontres humaines, Catherine est une bonne vivante qui aime savourer chaque instant! Savourer, le terme est sciemment choisi : elle est passionnée de nourriture végétale, locale et expérimentale! Son baccalauréat en communication et sa maîtrise en gestion et développement durable l’ont aussi menée à parler de la cause environnementale de manière décomplexée. Et que dire de son amour de Montréal! Elle adore dénicher des petits bijoux d’endroits peu connus de la métropole en arpentant ses quartiers à pied.

Rédaction
Montréal
Écolo